Precio del diseño web - Cuanto pagar

El precio justo que debes pagar por el diseño y desarrollo de tu sitio web

Hoy vengo a hablarte sobre  la pregunta del millón:

¿Cuanto cuesta un sitio web?

Ahora es cuando yo te sonrío y te respondo muy profesionalmente esto otro:

Pues… depende lo que necesite tu proyecto.

Espero que no te hayas quedado un poco parado ante tal respuesta.

Mi misión como diseñador web profesional es explicarte que existen diferentes opciones y precios dependiendo de varios factores como presupuesto máximo que quieras invertir, funcionalidades que necesites, si deseas un diseño web a medida o basado en una plantilla…

Fíjate que he usado la palabra invertir y no gastar. Te aseguro que me verás escribir esta frase en más de una ocasión.

Porque, efectivamente, un proyecto web debe verse como una inversión para que tu actividad, empresa o negocio se vea beneficiado/a a corto, medio o largo plazo.

Dime qué quieres y te diré cuanto tienes que gastarte

Voy a ser sincero contigo: nadie da duros a cuatro pesetas.

Si dicen que te los dan… ¡huye!  Probablemente te están intentando engañar.

Si quieres una web muy muy pero que muy económica que no te timen ni te cuenten milongas: no te van a hacer algo a medida por mucho que te lo vendan como tal. Jamás.

Un diseño o proyecto web a medida conlleva realizar múltiples tareas específicamente para tu sitio: planificación de los objetivos y contenidos, propuestas de diseño hecho específicamente para ti, realización de fotografías ú otros elementos multimedia, maquetación, desarrollo de aplicaciones web hechas explícitamente y ajustadas a tus necesidades, pruebas y puesta a punto del sitio y publicación del mismo…

Eso sin contar si quieres algún tipo de campaña SEO o de posicionamiento de pago para que la visibilidad en buscadores de tu web sea la mejor posible.

“Jose, ¿eso significa que necesito invertir mucho dinero para tener una página web?”

No. No he dicho eso.

Se pueden hacer webs más económicas mediante plantillas gratuitas (lo que también abarata el presupuesto , pero se nota en la calidad final del proyecto) o premium (plantillas más elaboradas las cuáles hay que pagar una licencia por poder utilizarlas en nuestro sitio web).

También se pueden utilizar gestores de contenidos como WordPress que nos harán que el presupuesto final no se te suba a las nubes, aportando además múltiples funcionalidades para nuestra web con sus módulos y plugins (los cúales también los hay gratuitos o de pago y, por tanto, es otra variante en el precio final del proyecto) así como una excelente relación calidad/precio.

Eso si, siempre deberás tener en cuenta que habrá cosas que no pueden hacerse como tu quieras exactamente, sino que tendrán que adaptarse a lo que WordPress nos facilite para nuestro trabajo.

Si quieres algo único, concreto y totalmente personalizado también se puede hacer. Para eso están los diseños y aplicaciones web a medida que te he mencionado anteriormente.

Ahora bien, ten en cuenta que el precio por algo hecho a medida será bastante mayor que si haces tu web con un gestor de contenidos. La exclusividad se paga.

¿O acaso un traje a medida te vale lo mismo que uno que tiene tallas genéricas?

No, ¿verdad?

Otros factores que determinan el precio final de tu diseño web

Existen otros factores que determinarán el presupuesto final del diseño web que necesitas.

Entre ellos, está la experiencia del diseñador web que te la va a realizar.

Es lógico y normal que, por ejemplo, un profesional que lleve 25 años en la profesión tenderá a cobrar su precio/hora más caro que uno que esté comenzando.

Si te has decantado por usar una plantilla que requiere hacer cambios en la estructura de la misma eso también lleva un coste de horas adicionales.

Además, dependiendo de que cambios quiera hacer, esos costes serán mayores o menores porque hay cambios que a nivel visual pueden parecer muy sencillos pero a nivel técnico y de realización no lo son tanto.

También está el tema del alojamiento web que vayas a utilizar. No es lo mismo un alojamiento compartido con las mínimas prestaciones que un servidor exclusivo para tu web.

Estos son sólo algunos factores adicionales que pueden influir en el precio final de un sitio web, pero hay muchísimo más. Tantos como proyectos y clientes distintos. 😉

Personalmente, yo ofrezco varios presupuestos para que el cliente vea en un golpe de vista el por qué de la variación de precios entre unas características de proyecto u otro.

Reconozco que también lo hago por un tema de transparencia con el cliente: a todos nos gusta saber en qué nos gastamos nuestro dinero y por qué una cosa es más cara que otra si aparentemente son iguales (y digo aparentemente porque nunca lo son al final).

A mí me gusta ser honesto en mi trabajo y en la vida en general, la verdad.

También, al dar varios presupuestos, puedo explicar detalladamente al cliente ventajas y desventajas de elegir una u otras opciones. Así posteriormente se evitan los malos entendidos, ya que el cliente es consciente de que opción ha elegido, y puede conocer de antemano cual es el precio justo por unos servicios u otros.

En definitiva, que lo más importante a la hora de determinar el precio de un sitio web es conocer tus necesidades y el presupuesto máximo que quieres destinar a tu proyecto.

A partir de ahí… hay tantas variantes de precio como necesidades tiene cada persona o negocio que hay en el mundo.

O sea… infinitos precios. 😉

PARA FINALIZAR…

¿Te gustaría conocer el precio exacto para las funcionalidades que necesitas en tu futuro proyecto web?

¿Quieres debatir alguno de los puntos que he comentado en el post?

Como siempre, puedes dejar tus comentarios justo debajo de este artículo y estaré encantado de hablar contigo.

 

Imagen: | Pixabay

Diseñador web especializado en WordPress y diseño gráfico de imagen corporativa. Desde 2014 trabajo como freelance realizando sitios web para clientes que desean hacer crecer su negocio a través de internet. También te ayudo a través de mi blog escribiendo artículos sobre diseño web, WordPress, diseño gráfico y marketing online.

4 comentarios en “El precio justo que debes pagar por el diseño y desarrollo de tu sitio web

  1. ¡ que bien que escribas tan claro! Porque ya se sabe que en este mundo… Hay que mirar mucho, estoy de acuerdo contigo, para que un blog sea profesional o personal con aspecto profesional y no chapucero, hay que contar con quienes sabéis del tema, que además no te de gato por liebre…

    • Hola Pasky. Me alegra que te haya gustado mi manera de escribir sobre este tema.

      Está claro que la diferencia entre algo profesional y algo hecho por un aficionado es abismal. Es satisfactorio leer que gente como tu piensa que hay que contar con profesionales para no dar una imagen “chapucera” como muy bien apuntas.

      Gracias por tu comentario.

      Saludos.

  2. Diste en el punto… es como cuando deseas comprar una computadora… no es simplemente quererla… hay que saber muy bien para que la necesitas… ahi es cuando nosotros como profesionales debemos orientar bien a nuestros clientes por medio de (como bien lo dices) transparencia y varias opciones de propuesta… muchas gracias por este articulo… saludos

    • Hola Dennis,

      Efectivamente, el caso de comprar un ordenador es muy similar al de una web.

      Hay ordenadores que valen 2000 € y hay ordenadores por poco más de 300 € . Pero que nadie piense que, aunque ambos son ordenadores, el de 2000 € va a ser igual de potente o se van a conseguir los mismos resultados que con el de 300€.

      La transparencia bajo mi punto de vista es fundamental no solo porque generas más confianza en tus clientes sino por ética. A mi no me gusta que me engañen cuando compro cualquier cosa y lo mismo aplico en mi trabajo para mis clientes.

      Gracias por tu comentario.

      Un saludo.
      Saludos.

Deja un comentario